0

Posturas sexuales: la mujer arriba A la mayoría de nuestras abuelitas hablar de sexo las sonroja. No puedo ni imaginarme que ellas se sentaran a discutir con sus maridos sobre lo que más les gustaba del sexo o cómo podían logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
image for Posturas sexuales: la mujer arriba

Posturas sexuales: la mujer arriba

A la mayoría de nuestras abuelitas hablar de sexo las sonroja. No puedo ni imaginarme que ellas se sentaran a discutir con sus maridos sobre lo que más les gustaba del sexo o cómo podían imaginarlo. Dudo mucho que en alguna ocasión, contadas excepciones, se les hubiera ocurrido darles a los abuelos un regalo sexy de Navidad. La visión machista y conservadora del sexo está cada vez más abolida y si eres de las que se acuesta inmóvil en la cama, esperando que él haga todo el trabajo, no sabes lo que te estás perdiendo. Toma las riendas de tu sexualidad con estas posiciones sexuales con la mujer encima.

Es normal que sientas algo de nerviosismo por estar encima de tu pareja mientras están haciendo el amor si nunca lo has hecho, pero recuerda que “la práctica hace al maestro” (o en este caso, maestra). Estar arriba durante el sexo te da el control sobre la intensidad, profundidad y ritmo del acto. A los hombres les encanta que tomemos el control y mientras adquieres confianza, él seguro estará dispuesto a “ayudarte”.

Estilo vaquera

El hombre se acuesta derecho sobre su espalda. La mujer se acomoda completamente alineada encima de él y aunque esta posición limita bastante la movilidad, la mujer puede lograr una penetración más profunda con movimientos verticales cortos de cadera. Esa es una pose muy íntima en la que los cuerpos de la pareja están en pleno contacto y pueden acariciarse mientras hacen el amor.

Esta posición permite la estimulación del clítoris de forma directa.

Posición de Andrómaca

Andrómaca pertenece a la mitología griega. Cuenta su historia que ella tenía un arreglo con su esposo para practicar sexo donde él quedara en posición de inferioridad. En esta posición, también conocida como la del “molino”, el hombre se acuesta boca arriba y la mujer se acomoda encima de él con las rodillas dobladas, esto le permite a ella total control de la profundidad y constancia de la penetración. Como una variación, ella puede echarse un poco hacia atrás para disminuir el peso de la pelvis sobre su compañero.

La postura del columpio

Esta postura podría considerarse la Andrómaca invertida donde la mujer se acomoda encima de su compañero con las piernas dobladas, pero dándole la espalda. Esta postura es muy excitante para él, ya que tendrá una visión completa de los glúteos de su compañera. Ella, por su parte, podrá moverse más libremente y no tendrá la mirada de su compañero fija en sus ojos, si es algo que la hace sentir incómoda.

Como variante, la mujer puede extender su cuerpo hacia atrás, apoyar sus brazos sobre los de su pareja y extender las piernas hacia adelante. Esto permitirá que el hombre pueda acariciarle los senos.

La amazona

En esta posición el hombre se relaja boca arriba y lleva las rodillas hacia el pecho, separándolas levemente. Ella se acomoda en cuclillas para encajar con el cuerpo de él y será la encargada de manejar el ritmo de la penetración.

Maestra del muslo

Si quieres intentar algo novedoso, puedes ensayar con esta posición. Él se acuesta sobre su espalda, con una pierna estirada y la otra doblada con la rodilla apuntando hacia el techo. La mujer se sube encima ligeramente hacia el lado, con la pierna de él doblada entre sus muslos. En esta posición, el estómago de ella casi toca la rodilla de él y ella podrá columpiarse o bajar y subir a distintos ritmos.

Foto: Valueline

 
 
0

Posturas sexuales: la mujer arriba A la mayoría de nuestras abuelitas hablar de sexo las sonroja. No puedo ni imaginarme que ellas se sentaran a discutir con sus maridos sobre lo que más les gustaba del sexo o cómo podían logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios