0

Ay amor, no me quieras tanto… Sin duda, el amor es uno de los sentimientos más grandes y puros que un ser humano puede experimentar. Sin embargo, esa sensación inexplicable de placer y éxtasis, también puede, con mucha logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
image for Ay amor, no me quieras tanto…

Ay amor, no me quieras tanto…

Sin duda, el amor es uno de los sentimientos más grandes y puros que un ser humano puede experimentar. Sin embargo, esa sensación inexplicable de placer y éxtasis, también puede, con mucha facilidad, transformarse en un vicio detestable si no se maneja adecuadamente. De ahí que vemos tantas parejas involucradas en relaciones poco saludables en donde el amor se confunde con obsesión.

¿Cómo saber que tu relación se te salió de las manos?

Sentido de pertenencia: Tu enamorado no es tu propiedad y tú tampoco le perteneces. Ustedes son seres individuales que han decidido compartir junto a la otra persona por decisión propia.  

Opresión: Querer compartir con tu compañero todo el tiempo y en cada momento, no sólo le corta la libertad a él, sino que tampoco te deja a ti crecer.

Celos: Celar a tu pareja de cada persona que se le acerca, sólo atraerá desconfianza a tu relación y limitará su oportunidad de explorar nuevas cosas, conocer nuevas personas y aprender de otros.

Represión: Cuando se pasan por encima los deseos del otro para llevar a cabo los tuyos, entonces se está violentando el derecho de este a buscar su felicidad.

En el momento en que se pierde el respeto por la otra persona, se es capaz de llegar a cualquier cosa. Lamentablemente, muchas veces  son este mismo tipo de relaciones las que terminan en situaciones violentas y desembocan en abuso emocional o hasta físico. Si piensas que estás pasando por una situación similar y no sabes cómo retomar el control, busca ayuda de un profesional en el área que pueda asistirte durante el proceso. No permitas que tus emociones se apoderen de ti. Tú puedes controlar tus sentimientos y canalizarlos de una forma constructiva. De esta manera gozarás de una relación sólida que contribuya tanto a tu vida, como a la de tu pareja.

Foto: Getty Images

 
 
0

Ay amor, no me quieras tanto… Sin duda, el amor es uno de los sentimientos más grandes y puros que un ser humano puede experimentar. Sin embargo, esa sensación inexplicable de placer y éxtasis, también puede, con mucha logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios