image for Qué forma de vitamina C es mejor para cada tipo de piel

Qué forma de vitamina C es mejor para cada tipo de piel

Indiscutiblemente la vitamina C es muy necesaria para que mantener nuestra piel saludable, retrasar el envejecimiento y lucir lozana. Sin embargo, la forma o textura de la vitamina C que vayamos utilizar y especialmente cuando lo tenemos como ingrediente en algún producto que utilizamos, es muy importante que vaya de acuerdo con nuestro tipo de piel, para que la absorción y resultados sean los mejores.

“La vitamina C es el antioxidante tópico más estudiado y eficaz que tenemos en el cuidado de la piel”, según la doctora Maribel Pedrozo, conocida como “La alquimista de la belleza” por su especialidad en el cuidado facial.

Entre los beneficios se encuentran la protección del medio ambiente y la aceleración de la síntesis de colágeno y evitar las líneas finas y las arrugas.

Maribel Pedrozo 3

Tipos de vitamina C

El ácido L-ascórbico (que se utiliza mejor en una concentración del 15 %), es el tipo más común de vitamina C. Este se suele recomendar para los tipos de piel grasa o normal. Esta forma de vitamina C también aumenta la firmeza y reduce el daño fotográfico con el uso continuo.

El palmitato de ascorbilo, es una forma soluble en lípidos de vitamina C pura. Esta forma de vitamina C presenta una impresionante actividad antioxidante, y protege la piel de los radicales libres y la oxidación.

El fosfato de ascorbilo sódico es otro tipo de vitamina C que es soluble y estable de vitamina C. Esto lo hace más que eficaz para aumentar el colágeno y protegernos contra los radicales libres.

El ascorbato de tetraetilo, es una forma de vitamina C soluble en aceite. “Esta forma de vitamina C es la más adecuada para la piel envejecida”, puntualizó la especialista ya que puede penetrar más profundamente en las capas de la piel, ofreciendo resultados sorprendentes.

Cuando usar en su rutina diaria

“Recomiendo usar los productos de vitamina C dos veces al día para obtener los máximos beneficios. Si se usa en forma de suero, debe aplicarse después de la limpieza y antes de las cremas e hidratantes más espesas”, dijo la Dra. Pedrozo.

Del mismo modo, los productos de vitamina C (sueros y cremas) también pueden encajar en su rutina diaria al aplicarse debajo de su protector solar. Esto ayuda a aumentar la efectividad del bloqueador, protegiendo la piel de los rayos dañinos del sol, ya que ayuda a neutralizar el efecto de cualquier luz UV que penetre.

Vitamina C en polvo

Los productos de vitamina C en polvo son otra forma de añadir vitamina C a la rutina del cuidado de la piel, ya que, son más estables y es menos probable que se degraden con la luz. Sin embargo, el uso correcto de estos productos puede ser complicado ya que la vitamina C en polvo debe ser mezclada con los productos adecuados para garantizar un resultado efectivo.

“La vitamina C en polvo debe mezclarse en el producto adecuado que nos vayamos a aplicar, esto para que se absorba y luego se libere en la piel. Esto se debe a que es clave para obtener los niveles de pH adecuados: el pH de la vitamina C debe ser ácido para absorberse, lo que puede causar cierta irritación cuando entra en contacto con la piel”, puntualizó

Para usar correctamente los productos de vitamina C en polvo, se debe comenzar lentamente añadiendo una pequeña cantidad de producto a las cremas hidratantes o sueros para ver cómo lo tolera la piel.

Vitamina C en sueros

Al comprar sueros de vitamina C, se deben buscar productos que contengan ácido ascórbico, ya que se ha demostrado que es la forma más eficaz de vitamina C para su administración tópica.

La Dra. Pedrozo, también sugirió que los sueros de vitamina C son perfectos para la rutina diaria. Para aplicarlos correctamente, deben aplicarlos sobre la piel limpia antes de usar la hidratante y e protector solar (SPF). “Recomiendo usar un suero antioxidante (comúnmente vitamina C) todas las mañanas, seguido de una crema hidratante con un SPF de amplio espectro de 30 o más”, aconsejó.

Hidratantes de vitamina C

Los productos hidratantes también pueden contener vitamina C incorporada para iluminar e hidratar la piel de manera efectiva.

Sin embargo, aunque es mucho más efectivo poner una buena capa de suero de vitamina C debajo de su protector solar, ya que los humectantes de vitamina C ayudan a acelerar el proceso de aplicación del producto, lo que lo hace ideal para quienes están en movimiento o para quienes viven con la piel extremadamente seca.

Protectores solares y vitamina C

“Si los ingredientes de los protectores solares se combinan con la vitamina C, se ha demostrado que la protección es mayor porque los antioxidantes ayudan a neutralizar los radicales libres de los rayos UV. Neutralizar los radicales libres con antioxidantes como la vitamina C mejora la prevención del foto daño”, explicó.

Para usar correctamente estos protectores solares de vitamina C, Pedrozo nos sugirió aplicarlo como un bloqueador diario. Sólo asegurándonos de re aplicarlo a menudo, ya que la protección solar sólo dura un cierto tiempo.

 

 

 

 

 
 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 
 

Comentarios