image for Aderezo de chorizo y pan de maíz

Aderezo de chorizo y pan de maíz

En una cena tradicional de Thanksgiving, no puede faltar el stuffing o relleno de pavo. Este aderezo de chorizo y pan de maíz es horneado aparte, por lo cual se le llama aderezo. Seas o no seas experta en la cocina, impresionarás a tus familiares y amigos con esta receta deliciosa y fácil de preparar. ¡Pero cuidado! Es posible que te pidan que te encargues de toda la cena el año que viene.

Rinde 10 porciones

Ingredientes:

8 bollos de maíz grandes (o 2 cajas de mezcla de 8.5 onzas, preparadas)
2 cucharadas de aceite de oliva, divididas
1 ½ libras de chorizo picante
1 cebolla blanca grande picada
1 taza de zanahorias picadas (2 o 3 grandes)
½ taza de apio picado
½ taza de pasas o arándanos secos
2 cucharadas de hojas de salvia picadas
3 tazas de caldo de pollo bajo en sodio
½ barra de mantequilla cortada en cubos pequeños

Preparación:

1. Si no estás utilizando bollos de maíz ya preparados, preparar y hornear de acuerdo con las instrucciones del paquete. Dejar enfriar y poner a un lado.

2. Calentar una cucharada de aceite de oliva en una olla grande. Añadir el chorizo y cocinar hasta que esté dorado, usando una cuchara de madera para cortar el chorizo en trocitos. Cuando esté completamente cocido, transferir a un plato con una toalla de papel.

3. Añadir el aceite de oliva restante a la olla junto con la cebolla, la zanahoria, el apio y las pasas. Sazonar con sal y pimienta, y cocinar por unos 10 minutos, o hasta que estén blandos los vegetales. Pasar a un tazón grande.

4. Agregar al tazón los bollos de maíz desmenuzados, el chorizo y una cucharada de hojas de salvia picadas, y mezclar hasta que todo esté bien combinado.

5. Transferir el aderezo a una bandeja para hornear que ha sido recubierta con mantequilla. Echar dos tazas de caldo de pollo sobre el aderezo y cubrir con los cubos de mantequilla. Hornear a 375 grados durante unos 30 minutos o hasta que esté dorado.

6. Retirar del horno y decorar con el resto de las hojas de salvia picadas.

 
Luisana Suegart
 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 
 

Comentarios