image for Qué se come durante el Día de los Muertos

Qué se come durante el Día de los Muertos

En el Día de los Muertos, la comida no falta en las familias mexicanas. Desde el 25 de octubre y hasta el 2 de noviembre, son días de celebración y de recuerdo para todos los parientes y amigos fallecidos. A todos ellos, se les da la bienvenida con su comida favorita y como parte de una ofrenda donde los platos más comunes son los tamales, el mole o los dulces hechos con calabaza. El día más importante es el 1 de noviembre: “Las familias se reúnen el primero de noviembre para celebrar y disfrutar la comida y la música favoritas de los seres queridos que ya no están. No es un día triste, sino una celebración de sus vidas. Las comidas se dejan en el altar, las velas se encienden y se pone música hasta la medianoche, cuando se dice que las almas de los seres queridos regresan. Es una tradición que se pasa de generación en generación, y está llena de orgullo y honor”, explican desde “Qué rica vida“.

Teniendo en cuenta que en un día como este la comida es de lo más importante, vamos a ofrecerles algunas recetas que no pueden faltar en su lista para celebrar esta fecha:

1- Mole amarillo de Oaxaca: Dice el dicho popular que “no hay fiesta sin mole, ni mole sin fiesta”. El que les ofrecemos es uno de los siete moles dentro de todas las variedades de sabores, colores y nombres que tiene este plato. Es uno de los moles más sencillos de preparar y es una combinación exquisita de sabores picantes y dulces.

2- Enchiladas potosinas: La historia de este plato nos habla de la ciudad de San Luis de Potosí, allí nació esta receta, más concretamente en el municipio de Soledad. Si tienen la ocasión, acérquense para probar las auténticas enchiladas potosinas. Tal y como cuentan en “Los sabores de México”, la receta nació accidentalmente: “Soledad llevó su masa de nixtamal al molino del pueblo en el cual también molían chiles cascabel, muy típicos de las huertas del municipio. Al contaminarse su masa con el picor y color de los chiles, le dio un sabor muy especial que primero conquistó a su familia, a sus vecinos y finalmente, a la gente del lugar y de todo México”.

3- Pan de muerto: Su presentación azucarada hará las delicias de todo comensal. Es toda una obra maestra de la panadería mexicana que no pueden dejar de probar. Pónganse manos a la obra porque no se arrepentirán.

4- Tamales: Es uno de los platos estrella con una antigüedad que merece la pena tener en cuenta a la hora de degustarlos o prepararlos: “En ningún país existe tanta diversidad de tamales como en México. Cada región y estado tiene ciertos tipos de tamales, tantos que su variedad se calcula entre 500 y 5,000 en todo el país. Es un platillo muy popular y algunos expertos estiman el consumo de tamales en cientos de millones anuales”, desvelan diversas informaciones.

  • Estas son solo algunas pistas de lo que pueden preparar en un día tan especial. Tienen muchas opciones más, ya que la cocina mexicana es una de las más ricas y sabrosas del mundo… ¡Ya estamos deseando probarlos todos!

 

 

 
iStock
 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 
 

Comentarios