image for 2012, ¿catástrofe global o mito?

2012, ¿catástrofe global o mito?

Hace tres años una queridísima amiga, Elyse E., me preguntó si estaba listo para el fin del mundo. Perplejo por el origen de tal afirmación, la cuestioné. Su temor tenía fundamento: “las profecías mayas”  lo vaticinan.

Ella, una de las pocas anglosajonas conocedora de la cultura de la península de Yucatán, cuna de los mayas; inteligente, bilingüe, profesional exitosa, ¿cómo se le ocurrió tal desvarío? Sin fundamento para responder de manera convincente, excepto acusar que se trataba de una superchería, cuestión de pitonisas, de oportunistas sin quehacer excepto alarmar al público para sacar tajada, me quedé con la incógnita en la mente.

Sobreviviente de otros fines del mundo, como el del año 2000, las profecías de Fátima, de Nostradamus, dediqué buena parte de mi tiempo a indagar el trasfondo. El resultado es cuestión de interpretación. “El vaso medio lleno o medio vacío”.

La realidad del 2012

El augurio es más bello y prominente. Se refiere a la alineación galáctica, según Ahau, astrónomo maya, la entrada del sexto Sol que inicia en diciembre; 5125 años de sabiduría, armonía, amor y paz en la Tierra. El espíritu social es consciente del nuevo orden global, de la sociedad planetaria.

Foto: Hemera

 

 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 

Comentarios