imagen anuncio
 
 

Antes de comprarle celular a los chicos…

Un tema que cada vez preocupa más a los padres de familia es saber si su hijos menores de 15 años (los llamados pre-teens) deben o no cargar un teléfono celular. Por una parte, es importante tener una comunicación constante con los chicos y saber que podemos localizarlos en cualquier momento. Pero por la otra, hay quienes se manifiestan en contra de ofrecerles a los niños un “juguetito” tan caro, cuando aún no están en edad de pagar por él.

El tema ha cobrado tal importancia que recientemente fue motivo de discusión en un foro interactivo de WSJ.com con padres de familia; algunos de los cuales se conectaron para expresar sus inquietudes y compartir sus experiencias. Ultimadamente, la moderadora del sitio concluyó que la decisión de comprar un celular o no a chicos de 7 u 8 años depende enteramente de los padres, pero para aquellos que ya han tomado la decisión de hacerlo, ofreció algunos tips prácticos:

–Busca entre los proveedores de servicios de telefonía celular aquellos que ofrezcan planes especiales para niños. Estos están disponibles en AT&T, Verizon Wireless y Disney Mobile, que utilizan la tecnología GPS para localizar el teléfono de un niño. (Todas estas compañías ofrecen la opción de servicio al cliente en español).

–Suscríbete a un servicio especial que envía alertas a los teléfonos de los padres cuando su niño o niña se salen de ciertas áreas, tales como el barrio o el patio de la escuela. No es barato, depende de cada empresa, pero te da la seguridad de saber todo el tiempo en dónde están tus chicos.

–Asegúrate de establecer una especie de “mesada” mensual para que los niños se hagan responsables y no utilicen más minutos de los que están dispuestos a pagar. Algunos padres, incluso, optan por dosificar las llamadas a uno o dos minutos al día, estrictamente para emergencias.

–Háblales de la importancia de ese “juguetito” y de que se los has dado como una medida de seguridad; no para presumir con sus amiguitos y/o hacer llamadas innecesarias. Ante todo, enséñales a ser responsables de su uso.

 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios