0

Consejos para ahorrar en el supermercado Aquella conocida frase de “Donde comen dos, comen tres” no parece funcionar de manera tan eficaz cuando se trata de alimentar a una familia en tiempos de crisis económica y precios en constante logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
image for Consejos para ahorrar en el supermercado

Consejos para ahorrar en el supermercado

Aquella conocida frase de “Donde comen dos, comen tres” no parece funcionar de manera tan eficaz cuando se trata de alimentar a una familia en tiempos de crisis económica y precios en constante ascenso. Y como alimentarnos debidamente es una prioridad, debemos buscar la manera de gastar lo menos posible. Aquí te ofrecemos algunas sugerencias para ahorrar en las compras del supermercado que te ayudarán a mantener a tu familia con el estómago lleno… sin quedarte con el bolsillo vacío:

1.   Planifica las comidas de la semana y haz una lista de compras. Limítate todo lo posible a un presupuesto para los productos que tienes en la lista.
2.    Usa los cupones. Ya sea los que recibes por correo o los que encuentres en Internet. Combina los cupones de fabricantes con los de las tiendas, y si lo permiten usa al mismo tiempo los especiales y las rebajas.
3.    Cuando haya algún producto rebajado que no se eche a perder, compra todo lo que puedas guardar. Aprovecha el precio y apertréchate para varios meses como una ardillita.
4.    Compra al por mayor. Por lo general, es más económico comprar en grandes cantidades y vale la pena pagar la membresía anual de uno de los grandes almacenes como Costco, BJ’s o Sam’s. Puedes incluso compartir el pago con alguien, o hacerte miembro de un grocery buying club.
5.    Cocina. Si preparas las comidas con los ingredientes básicos en lugar de comprar cajitas preelaboradas, le harás un gran favor a tu paladar y a tu cuenta de banco.
6.    Compra las marcas del supermercado. Con frecuencia, lo que pagas por las marcas reconocidas es solo el nombre. Muchas tiendas tienen sus propias marcas que no tienen nada que envidiar en calidad a las tradicionales, pero son mucho menos costosas.
7.    Bebe agua. Si renuncias a los refrescos, los jugos azucarados y toda esa colorida colección de bebidas “milagrosas” que venden en los supermercados y regresas al líquido más preciado como acompañante de tus comidas, tu salud y tus finanzas te lo van a agradecer.
8.    Por último, nunca vayas al supermercado con hambre, terminarás comprando productos que no son saludables y que no estaban en tu lista de compras.

Foto: iStockphoto

 
 
0

Consejos para ahorrar en el supermercado Aquella conocida frase de “Donde comen dos, comen tres” no parece funcionar de manera tan eficaz cuando se trata de alimentar a una familia en tiempos de crisis económica y precios en constante logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios