0

El dormitorio de los adolescentes Para los adolescentes, el dormitorio tiene una importancia que va más allá de su función básica de espacio para dormir o descansar. En esa compleja etapa de paso a la adultez, el dormitorio se logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
image for El dormitorio de los adolescentes

El dormitorio de los adolescentes

Para los adolescentes, el dormitorio tiene una importancia que va más allá de su función básica de espacio para dormir o descansar. En esa compleja etapa de paso a la adultez, el dormitorio se convierte en un refugio donde manifestar y poner a prueba sus personalidades.

Aunque a los padres tiende a resultarles doloroso el hecho de sentirse considerados ellos mismos como intrusos en el espacio de sus hijos, deben comprender y respetar esa necesidad de privacidad, y esforzarse por permitirles el aislamiento temporal y la posibilidad de establecer límites personales. Las exigencias de espacio pueden variar de una cultura a otra, pero también los adolescentes latinos, aunque quizás de manera menos aguda que los anglosajones, por ejemplo, necesitan escapar a su propio universo y descubrirse a sí mismos, aunque sea en su entorno aparentemente trivial de juegos, música o imágenes.

Las reglas que establezcas en tu hogar dependen en gran medida de tus preferencias y del nivel de confianza y comunicación que tengas con tus hijos, pero en general se recomienda a los padres que les permitan a los adolescentes cerrar la puerta de su dormitorio para estar por un tiempo limitado solos, con sus hermanos o con sus amigos. Esta decisión puede ser diferente cuando se trata de amigos del sexo opuesto, pero dependerá también de su madurez y conocimiento en materia de sexualidad.

La consagración de la privacidad para algunos teenagers es que le permitan cerrar el cuarto con seguro, pero esa es una decisión polémica que podría incluso traer complicaciones en caso de emergencias. La función del seguro se puede suplantar con el hábito de tocar antes de entrar al dormitorio de los adolescentes. Esto puede ser más difícil de inculcar a los hermanos menores, pero sirve también para garantizar el respeto mutuo.

Los privilegios vienen acompañados de responsabilidades, y el de la privacidad no es diferente. Si los chicos terminan abusando de la confianza y participando en actividades inapropiadas en su habitación, como fumar o consumir bebidas alcohólicas, deben perder su derecho, al menos temporalmente.

Foto: Pixland

 
 
0

El dormitorio de los adolescentes Para los adolescentes, el dormitorio tiene una importancia que va más allá de su función básica de espacio para dormir o descansar. En esa compleja etapa de paso a la adultez, el dormitorio se logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios