image for La felicidad es cuestión de genes

La felicidad es cuestión de genes

Un grupo de científicos británicos y australianos aseguran haber descubierto que la felicidad es algo que no se compra… simplemente se hereda.

Según un estudio, que evaluó a cerca de mil pares de mellizos y gemelos, los genes controlan la mitad de los rasgos de personalidad que hacen feliz a una persona, mientras que los factores ligados a las relaciones, la salud y la profesión son responsables del resto del bienestar
personal.

“Hallamos que casi la mitad de las diferencias en la felicidad son genéticas”, dijo a la prensa Tim Bates, investigador de la University of Edinburgh, quien dirigió el estudio..

Los investigadores realizaron a los voluntarios, que tenían entre 25 y 75 años, una serie de preguntas sobre su personalidad, cuánto solían preocuparse y lo satisfechos que estaban con sus vidas.

Dado que los gemelos comparten los mismos genes y los mellizos no, los expertos pudieron identificar genes comunes que se encuentran en los rasgos de personalidad y predisponen a las personas a la felicidad.

Claro que, aun cuando nuestros genes no contengan información específica sobre felicidad, nunca está de más poner nuestro granito de arena para ser felices.

Laura Martínez

 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios