image for Tu otoño interior

Tu otoño interior

Se acerca el otoño. A partir de septiembre comienza a cambiar la estación, en algunos lugares sutilmente, en otros de forma dramática. Las hojas caen de los árboles y estos, desnudos, se preparan para resistir el invierno y luego para florecer de nuevo en primavera. ¿Qué lección de vida nos deja la temporada de septiembre a noviembre? La importancia de “dejar ir”; de entender que a veces dejar ir las cosas –las hojas, en el caso de los árboles, las ideas atrasadas, las relaciones tóxicas o los hábitos nocivos en el caso de las personas- es muy importante para nuestro bienestar total. Y es que así quedamos “desnudos” y capaces de florecer de nuevo. Dejar ir una relación tóxica, por ejemplo, en la que reinan la falta de respeto o de consideración, nos deja espacio para una más plena y satisfactoria; ver volar muy lejos los rencores, los complejos o los sentimientos de culpa no ganados pueden liberarnos para vivir mejor.

A solas contigo misma, ponte en contacto con tu “otoño interior” y decide qué debes dejar ir para hacer un espacio para algo mejor. Hazlo con la gentileza y la bondad con que lo hace la naturaleza y estarás en armonía contigo misma y con la vida.

 

Foto: John Foxx

 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios