imagen anuncio
 
 
image for La reina de las visas

La reina de las visas

Por méritos propios la green card es la visa más anhelada por aquellas personas que desean inmigrar a los Estados Unidos en busca del sueño americano. La posibilidad de iniciar una nueva vida en este país, se traduce en mejores condiciones económicas, sociales, educativas, en servicios de salud, desarrollo científico y artístico,  competitividad deportiva, libertad política o religiosa, justicia y equidad.

Aunque el color de la cédula ya no es verde,  el mote de “green card” se mantiene vigente por costumbre. La popularidad del preciado documento inmigratorio se lo ganó a pulso por los beneficios que le otorga a sus portadores.

Esta visa, de residencia permanente, se obtiene principalmente por petición del empleador o de un familiar de línea directa, incluyendo al cónyuge. Ajuste de estatus inmigratorio, y también se otorga a asilados políticos, a sujetos por razones humanitarias y a otros estatus especiales.

La tarjeta verde dispensa casi todos los derechos y obligaciones de un ciudadano, excepto: 

  • Votar en las elecciones federales
  • Ser votado para un cargo público
  • Ser miembro de un jurado en las cortes.

Los principales privilegios de la green card son:

  • Permiso de trabajo
  • Pago de impuestos
  • Seguro social
  • Acceso a servicios de educación y salud
  • Otros

La mayor concesión que obtiene el portador de la green card corresponde a la elegibilidad para iniciar el proceso de naturalización y por ende la ciudadanía.

Es importante recordarles a aquellas personas que tengan como proyecto hacerse ciudadanos, que los privilegios que concede la tarjeta de residencia permanente también conllevan obligaciones. Cumplir las leyes,  ser respetuoso de las autoridades, mantener una conducta cívica positiva y responsabilidad fiscal, entre otras, se traducen en un expediente favorable.

El servicio de ciudadanía e inmigración (USCIS), en su portal en español detalla los formularios, el proceso y respuesta a la dudas de los solicitantes.

 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios