imagen anuncio
 
 
image for El que de amarillo se viste…

El que de amarillo se viste…

Decía mi abuela que “Quien de amarillo se viste, o de su belleza confía o de sinvergüenza se pasa”. No tengo idea de dónde venía tal sabiduría; el asunto era que vestirse de color amarillo, simple y llanamente, no era para todos.

Desafiando este viejo adagio, la moda veraniega viene gritando ¡amarillo! a todo color. Burberry, Jill Sander y Nicole Miller son apenas algunos de los diseñadores que están recorriendo las pasarelas del mundo entero con vestidos, blusas, pantalones y accesorios en brillantes tonos amarillos.

En un artículo reciente publicado en the Wall Street Journal, la directora del museo del Instituto Tecnológico de la Moda en Nueva York, Valerie Steele, explicó algo del misterio y la controversia que rodea al color. En la Edad Media, señala Steele, el amarillo fue un color asociado con la traición, la herejía y la cobardía. Más adelante, dice, fue simplemente considerado demasiado brillante y “chillón” para ser usado en prendas de vestir, a pesar de que tuvo un breve momento de gloria en los sicodélicos años 70.

Pero todo eso es cosa del pasado. El amarillo viene ahora con fuerza, y la buena noticia para muchas Latinas es que los expertos en moda dicen que el color le sienta mejor a las mujeres de piel morena o apiñonada.

Ah, pero eso sí, advierten que el amarillo debe usarse con mucha, pero mucha precaución: Ni se te ocurra combinarlo con negro, pues acabarás pareciendo una abejita de cuento.

–Laura Martinez

ANY CHARACTER HERE

Foto:Hermera/Thinkstock

 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios