image for Alimentos contra la ansiedad, ¿de verdad funcionan?

Alimentos contra la ansiedad, ¿de verdad funcionan?

Seguro conoces a alguien que cuando come demasiado, te dice: “No tengo hambre, es que estoy ansiosa” o “Estoy comiendo por comer, me calma los nervios”. Pero más allá de la justificación o el motivo para bromas, lo cierto es que sí existe una relación entre los alimentos que ingerimos y la ansiedad, no solo como respuesta de nuestro sistema nervioso a una situación de alerta, sino como una afección patológica muy común en la actualidad.

Algunos alimentos son excelentes fuentes de sustancias que inciden de manera directa en los procesos químicos del organismo y contribuyen a mejorar el estado de ánimo y el bienestar sicológico general. Échale un vistazo a esta lista:

Triptófano:

Es un aminoácido que desempeña un papel clave en la producción de la serotonina. Esta sustancia se asocia con las sensaciones de bienestar, sueño y eliminación del dolor, pero no se puede ingerir en forma de pastillas o suplementos, mientras que el triptófano sí lo encontramos en las bananas, la leche, la avena, el queso, los frutos secos, la mantequilla de maní y la carne de aves.

Ácidos grasos omega 3:

La carencia de estas grasas en el cerebro podría estar asociada con la ansiedad patológica. Varios estudios concluyen que el aumento de omega 3 en suplementos o en la alimentación reduce la inflamación y la ansiedad. Buenas fuentes de estos ácidos grasos saludables son los pescados grasos como las sardinas y el salmón, los frutos secos y la semilla de lino.

Carbohidratos complejos:

Además de aumentar los niveles de serotonina, los carbohidratos complejos estabilizan los niveles de azúcar en la sangre. Y como la hipoglucemia puede ser un factor que provoca la ansiedad, estos carbohidratos tienen un beneficio doble. Se encuentran en los cereales y granos integrales, las frutas y las verduras.

Vitaminas del grupo B

De acuerdo con el Centro Médico de la Universidad de Maryland, una dieta rica en vitaminas B, aunque no la elimina por completo, puede contribuir a la reducción de la ansiedad. Las almendras, los frijoles, los cereales integrales, las verduras de hojas verde intenso y las algas son ricas en vitaminas B.

 
Foto: iStockphoto
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios