image for Cuida tu salud: Suplementos de espirulina

Cuida tu salud: Suplementos de espirulina

Con frecuencia tendemos a asociar los alimentos de color verde con nutrición y salud, con verduras y frutas naturales. Lo verde incluso se ha convertido en símbolo de lo ecológico, y eso aumenta todavía más sus connotaciones positivas. No obstante, no siempre me provoca buena impresión encontrar ese color en mi plato y eso fue lo que me sucedió cuando vi por primera vez unas píldoras de suplementos de espirulina y me aseguraron que era un verdadero superalimento.

¿Qué es la espirulina?

La espirulina es un organismo unicelular del grupo de las algas verdiazules (que en realidad no son algas y ni siquiera son del reino vegetal) que crecen en el agua salada y algunos lagos de agua dulce y se puede encontrar en todos los continentes. La espirulina, que debe el nombre a su forma de espiral, tiene en efecto un alto contenido de proteína, vitaminas, minerales, carotenoides y antioxidantes. Como suplemento nutricional, la espirulina está disponible comercialmente en forma de polvo, de pastillas o de hojuelas, y la mayor parte de la que se consume en los Estados Unidos se produce en laboratorios.

Agua de coco

Pros y contras de su consumo

Aunque ha sido adoptada recientemente por el mundo occidental, la espirulina se viene usando desde hace siglos como fuente de alimento por los aztecas y otros indios americanos, e incluso es posible que desde el siglo VII en el antiguo reinado de Chad. Aunque casi todas las fuentes coinciden en sus valores alimenticios y medicinales, también hay numerosas afirmaciones sobre posibles riesgos, interacciones con otros alimentos o medicamentos, e incluso se han llevado a cabo muchos estudios toxicológicos. Por eso es más seguro que te refieras a una autoridad como los Institutos Nacionales de Salud para informarte sobre las investigaciones más recientes que se vayan haciendo, su efectividad y los posibles efectos secundarios y complicaciones.

Como sucede con casi todos los suplementos, es recomendable que antes de empezar a tomarlo consultes con tu médico para determinar si debes hacerlo y cuáles serían las dosis adecuadas en tu caso.

 
Foto: iStockphoto
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios