0

Dolor en los músculos de los gemelos, una afección común en las corredoras Las lesiones o excesivo agotamiento de los músculos de los gemelos pueden resultar muy dolorosas y agravarse hasta poner freno a tu rutina de ejercicios por muy motivada que te sientas. Y contrario logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
image for Dolor en los músculos de los gemelos, una afección común en las corredoras

Dolor en los músculos de los gemelos, una afección común en las corredoras

Las lesiones o excesivo agotamiento de los músculos de los gemelos pueden resultar muy dolorosas y agravarse hasta poner freno a tu rutina de ejercicios por muy motivada que te sientas. Y contrario a lo que piensan muchos, es algo de lo que pueden sufrir las principiantes y las expertas por igual, si no toman las precauciones y el cuidado necesarios. Este grupo de tres músculos en la parte posterior de la pierna es uno de los que más trabaja cuando corremos, y por tanto uno de los que más sufre.

¿Qué causa el dolor de los gemelos?

Algunos de los culpables del dolor de gemelos que sufren las corredoras son aumentar la distancia o la velocidad demasiado rápido, e incluso no descansar lo suficiente después de una carrera para darles tiempo de recuperación a los músculos. También ciertas características físicas que afectan el paso, como el pie plano, o la tendencia a hacer girar demasiado el pie cuando se corre pueden ser los causantes. Una hidratación insuficiente, la falta de calentamiento y estiramiento, y un calzado inapropiado aumentan la lista de los villanos.

DVD de ejercicios

¿Qué puedes hacer para aliviarlos y evitarlos?

• Bienvenida y despedida: Calienta antes de empezar con ejercicios o con una carrera corta y lenta, y termina con una sesión de enfriamiento, reduciendo la velocidad poco a poco, y con estiramiento de las piernas.

Aplica la regla del 10 por ciento: Limita los incrementos de velocidad y distancia a 10% a la semana.

• No olvides el agua o tu bebida deportiva: Es importante mantener el equilibrio de calcio y otros minerales para el bienestar de los músculos.

Usa el calzado apropiado. Las zapatillas o tenis de correr deben ser flexibles y tener amortiguación, por eso deben renovarse con frecuencia. En las tiendas especializadas pueden incluso ayudarte a elegir el modelo ideal para tu estilo de correr.

• Trátalos con cariño. Toma un antiinflamatorio como ibuprofen y aplica bolsas de hielo. Y no escatimes en un buen masaje: ya sea profesional, de las manos de tu pareja o de “automantenimiento”.

 
Foto: Hemera
 
0

Dolor en los músculos de los gemelos, una afección común en las corredoras Las lesiones o excesivo agotamiento de los músculos de los gemelos pueden resultar muy dolorosas y agravarse hasta poner freno a tu rutina de ejercicios por muy motivada que te sientas. Y contrario logo icon for google plus

              
logo icon fbshare
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios