imagen anuncio
 
 
image for Mejora tu dieta con 7 pequeños cambios

Mejora tu dieta con 7 pequeños cambios

Como toda buena mujer latina, nos gusta la comida con sazón fuerte, y por qué no, hasta con su poquito de picante, y tenemos la tendencia de asociar las dietas con privaciones y “comida de hospital”. Y a veces pensamos que para comer bien hay que hacer sacrificios enormes, renunciar a los placeres culinarios y llenar el plato de alimentos insípidos y aburridos. Pero lo cierto es que en muchos casos se pueden incorporar alimentos más sanos a todo lo que comemos de manera cotidiana, y hacerlo prácticamente sin que lo notemos… y hasta sin que se den cuenta, o al menos sin que nuestros esposos y nuestros hijos se declaren en huelga de hambre.

Aquí te ofrecemos siete cambios que puedes hacer en tu dieta para comer más saludablemente sin dejar de disfrutar de tus combinaciones preferidas:

1.    En lugar de mantequilla o margarina, usa aceite de oliva extra virgen. Ya sea para cocinar o para darle un toque de sabor a una rebanada de pan, además de incorporar un sabor intenso estarás cambiando las grasas saturadas y trans por el omega 3.
2.    Cambia de color: Usa arroz y pastas integrales en todas tus recetas. Un poco más oscuros y de sabor más fuerte, vienen cargados de fibra dietética y muchos nutrientes que no tienen sus versiones más claras. ¡Y llenan más!
3.    Cambia de verdura. En lugar de lechuga, usa espinaca, arugula o alguna otra hoja de color verde intenso en tus ensaladas. La lechuga es deliciosa, pero es la menos nutritiva de todas.
4.    No dejes de hacer crepes, pancakes o dulces… pero usa harina integral en lugar de harina blanca.
5.    Cambia la mantequilla de maní por la mantequilla de almendra. Ambas son una buena fuente de proteína, pero la segunda contiene menos grasa (aunque sea monosaturada y por ello más sana, te aporta más calorías).
6.    Toma leche baja en grasa o descremada. O mejor todavía, usa yogur en lugar de leche y aprovecha el beneficio de las bacterias saludables. ¡Pruébalo con el cereal de granola!
7.    En vez de tomar jugo, cómete las frutas. Estarás consumiendo más fibras, tan necesarias para el organismo, y reducirás las calorías.

Foto: Hemera

 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 

Comentarios