image for Un caso real: K. Michelle se arrepientes de una cirugía plástica

Un caso real: K. Michelle se arrepientes de una cirugía plástica

Sí, estos casos son reales y se dan más de lo que piensas. Algunas mujeres que se someten a una cirugía plástica, luego de ver la transformación de su cuerpo, no están satisfechas y optan por revertir el procedimiento. Es decir, extraer los implantes de seno o de glúteos, reformarse la nariz -nuevamente- o pedir que le eliminen grasa que le haya sido inyectada en algún área del cuerpo. Esto le sucedió a la cantante norteamericana K. Michelle, quien anunció que desea revertir su operación de aumento de glúteos y “regresar a su forma natural” (want my normal shape back).

La cantante, que también es estrella de reality TV en Estados Unidos, hizo el anuncio en el video blog de B. Scott. Con estas palabras dejó claro qué la llevó a tomar la decisión. Es decir, luego de analizar su vida en sí, se dio cuenta de que no lo necesitaba.

“Para mí, y mi carrera en estos momentos, y yo haciendo negocios -realmente estando al frente de los negocios- no necesito tener a un hombre mirándome el trasero cuando estoy tratando de hablar de números [dinero]. No necesito no estar apta para que me den un rol. Por ejemplo, ¡quiero estar en Jurassic Park!  ¡Que me dejen estar en Jurassic Park! No necesito no estar apta para correr por Jurassic Park porque mi trasero es muy pesado…”, dice en la entrevista con B. Scott.

Asimismo, la joven revela que no puede usar ropa de diseñadores, porque no le entallan. Cuando la presentadora le cuestionó por qué se alteró el cuerpo, explicó que era “la forma [silueta]” que deseaba en ese momento.

Mientras, La revista de cirugía estética explica que algunas personas que se someten a una cirugía estética pueden sentir depresión postoperatoria. “Cuando se produce la bajada de ánimo, los pacientes se pueden cuestionar la necesidad real de la intervención o incluso pueden aparecer sentimientos de culpa o remordimiento… Conforme mejore el aspecto del tejido y disminuyan las molestias, el paciente se sentirá mucho mejor”. En este artículo también recomiendan a los pacientes alejarse de personas negativas durante el tiempo postoperatorio.

Sin embargo, en el caso de K. Michelle, ella tomó la decisión de revertir la operación porque ya no quiere su figura como la tiene hoy. No obstante, la cantante no es la única que lo ha hecho. Jane Fonda se retiró los implantes de seno, mientras Cameron Díaz y Courteney Cox han revelado -en más de una ocasión- que no estaban felices con haberse inyectado bótox en el rostro.

Lee más
thumbnail of feature post
Jennifer Lopez utilizó su gira 'Dance Again' para superar su divorcio de Marc Anthony
 

La sicóloga Amaya Terrón explica a Facilisimo que algunas personas que se hacen un procedimiento es para obtener aceptación social. “Existen personas que creen que al tener un estándar de cuerpo o aspecto físico van a ser aceptados y/o queridos socialmente. Una búsqueda desesperada externa de aprobación que condiciona sus decisiones y hace poner constantemente su vida en peligro es un problema psicológico que difícilmente se corrige con bisturí”, revela la especialista.

Ante la pregunta de B. Scott de qué mensaje les enviaba a las chicas que estaban pensando en un aumento de glúteos u otra operación, K. Michelle expresa: “Yo diría que si tienes las monedas para ponerlo ahí, ten las monedas para quitártelo. Eso sería lo que realmente les diría. Porque podría ser una fase… Pero, si ese es el cuerpo que quieres, ve a buscar el cuerpo que quieres. ¡No tiene nada de malo. Pero, si no lo quieres más, ¡no lo quieres más!”.

Si estás analizando hacerte una cirugía, sería bueno que consultaras con un psicólogo antes de hacerlo. El cambio no es momentáneo, sino fijo.

 
@kmichellemusic/Instagram
 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 
 

Comentarios