image for Dulces de Halloween: Lee las etiquetas y huye de estas sustancias

Dulces de Halloween: Lee las etiquetas y huye de estas sustancias

Si vas a celebrar Halloween o a hacer trick or treat por tu barrio, lo más probable es que la mayor amenaza con la que te encuentres no sean las brujas, esqueletos o fantasmas que andarán por las calles, sino los dulces que habrá por todos lados. Con coloridas envolturas y múltiples sabores, que van desde los clásicos hasta los más innovadores, esas grandes cantidades de caramelos pueden ser perjudiciales para tu salud y para tu figura si estás tratando de bajar de peso. Además del daño que pueden representar para los dientes, la mayoría de las delicias de esta celebración están cargadas de conservantes, colorantes y toneladas de calorías, casi todas en forma de azúcares y grasas.

Por esta razón, y para que el daño sea menor, te diremos cuál es la información que debes buscar en las etiquetas:

  • Gramos de azúcar

Es raro que un dulce contenga azúcar de verdad, pues casi todos se elaboran con sirope de maíz de alta fructosa (high fructose corn syrup), cuyos efectos a largo plazo todavía se desconocen, pero se relaciona con la epidemia de obesidad por la forma en que el organismo lo procesa. Pero cualquiera que sea el edulcorante, mientras menos gramos por porción, mejor.

  • Grasas trans

El aceite vegetal parcialmente hidrogenado está presente incluso en algunos dulces de cacahuate o maní, que en realidad deberían aportarnos grasas de las buenas. Las grasas trans aumentan el colesterol y pueden causar cáncer.

  • Calorías

Siempre debes cuidar las calorías que consumes, pero en el caso de los dulces de Halloween hay que estar extremadamente alerta: aunque algunos contienen leche, huevo y otras fuentes de proteína, la mayoría de las calorías provienen de grasas y azúcares.

Colorantes

No es descabellado desconfiar de cualquier ingrediente que incluya un número en su nombre, pero en el caso de los colorantes artificiales no podría ser más sensato. De hecho, muchas de esas sustancias son tan dañinas que están prohibidas en otros países.

Conservantes

Junto a los colorantes, estas sustancias químicas alargan demasiado las listas de ingredientes, y constituyen uno de los mayores peligros para la salud. Quizás los dulces puedan durar de un año a otro sin perder propiedades, pero los efectos en tu cuerpo pueden ser irreversibles.

¿Las peores opciones?

Oh Henry: 320 calorías, 29 gramos de azúcar y 17 gramos de grasa

Skittles: Cada bolsa tiene 43 gramos de azúcar

Musketeers: 40 gramos de azúcar

Baby Ruth: 270 calorías, 27 gramos de azúcar y 13 gramos de grasa

Smarties: Cada bolsa tiene 37 gramos de azúcar.

 
Foto: Stockbyte
 
 
 
 
 
 

Artículos relacionados

 
 
 
 

Comentarios